Entrevistamos a nuestra amiga y colaboradora Coro Viloria, porque nos encanta su historia de éxito y cómo su sueño se hizo realidad: “Dulce Frutería”.


NCR: Cuéntanos un poco de tu historia ¿De dónde eres? ¿Cuándo llegaste a España? ¿Por qué España? Y ¿Por qué Málaga?
Pues soy Coro Viloria y vengo de Caracas, una ciudad hermosa. Desde hace ya 19 años me viene con una ilusión muy muy grande.Terminé mi carrera como licenciada en derecho, egresada de la Universidad Santa María, y un buen día decidí hacer un máster y dije ¿por qué no España o por qué no Italia? y empecé a investigar y junto con esa idea de hacer un máster me acompañó un sueño, un sueño que no solté, o sea, conmigo siempre estuvo ese sueño y tuve la suerte de que llegué a España y me tendieron la mano de forma maravillosa, conseguí gente extraordinaria, me sucedieron muchas cosas increíbles, las cuales me hicieron, cada vez más, aferrarme a la idea de que podía ser un país en el que yo podía sentirme bien, que me ofrecía muchas cosas buenas, que yo también tenía cosas buenas que darle a cambio de todas las cosas buenas que me ofrecían, es decir, que sería un intercambio. Mientras, pensé que si algún día tenía que salir de Madrid, donde me llevaría a vivir sería Andalucía, y específicamente Málaga, porque siento que es un lugar muy especial, muy mágico, Málaga tiene su gente maravillosa con la cual nos identificamos muchísimo, porque el malagueño es muy, como decimos nosotros los venezolanos, “salamero” y entonces, de alguna manera, eso también me terminó convenciendo de que era un lugar perfecto.

NCR: ¿Cuándo empezó esta historia de emprender y montar una Frutería? ¿Y por qué una frutería?
Siempre me interesaba el tema de la buena alimentación y para mí es importante, entre otras cosas, tener eso presente; el tener una buena alimentación te permite tener buena salud, eso conlleva a tener calidad de vida y eso pues, al final, te termina dando un buen resultado, y fue en ese momento cuando me plantee la posibilidad de decidir de qué manera podía aportar, con mis conocimientos y todo lo que de alguna manera he venido investigando. Ahora me dedico a lo que yo realmente quiero, y ¿qué es lo que quiero?: contribuir a que la comunidad tenga buena alimentación ofreciéndole buenos productos. Y la manera en la cual he podido aportar ha sido montando una frutería.

NCR: ¿Cuáles fueron las ayudas a la hora de montar una frutería?
Me informé bastante de cuáles eran las ayudas que tenía a través de programas, y así supe que Fundación Arrabal tiene un programa para ayudar a los nuevos emprendedores, luego, a través de ellos logré contactar con la Caixa, que también tiene un acuerdo con ellos y simplemente rellene los requisitos, reuní todo lo que ellos me pedían y presenté mi propuesta. Les pareció sostenible y eso me dio más fuerza para poder seguir adelante y conseguir el crédito, porque sin duda alguna, sin el crédito no hubiera sido posible porque económicamente no podía responder, y lo conseguí en buenas condiciones, tuve también la suerte de solicitarlo por otro banco y también me lo aprobaron, con lo cual, digo que si tenemos las ganas y queremos sacarlo adelante se puede, ¡sin duda alguna! Además recibí una ayuda, de la cual estoy segurísima que, sin esa pieza no hubiera sido posible: fue la ayuda de mi familia y en especial mi cuñado, porque creo que si no, no lo hubiese podido conseguir. Mi cuñado, Gerardo Quintero, es una pieza fundamental, sin duda; para mí es ¡vamos!, es la mano derecha, es la mano derecha que, cuando tengo una idea, me apoyo en él para que me diga si le parece bien o no le parece bien cualquier locura que se me ocurre, siento que me apoya y es por quien yo puedo decir que no estoy sola, que estoy acompañada, junto con el resto de la familia que te quiere, como un valor agregado que es invaluable. Tener una familia significa que “Dulce Frutería” es parte de mi familia, de hecho mi hermana se llama Dulce y en honor a ella se escogió el nombre de la frutería, con lo cual pues estoy contenta y muy orgullosa de que podamos, hoy por hoy, sacarla adelante y decir que hemos apostamos por este proyecto..

NCR: Háblanos de Dulce Frutería, ¿Cuál es tu propuesta de valor? ¿En qué te diferencias de la competencia?
Uno de los granitos de arena que vamos a poner para contribuir con la comunidad es enseñar a los niños a comer frutas, pero de una forma divertida: enseñaremos a hacer figuras con las frutas, así, por ejemplo, el niño se va a comer un kiwi hecho con una figura de tortuga y no es lo mismo que tú le pongas al niño un kiwi cortadito, a que se lo ponga en forma de una tortuga, ¡eso es un valor añadido!. Otro valor que tiene “Dulce Frutería”, por destacar alguno más de los muchos que tiene,, es que la fruta que se lleva el cliente, se la lleva probada, porque hacemos las degustaciones de frutas constantemente y entonces el cliente cuando se lleva la manzana, se lleva la pera, el plátano, ya lo ha probado aquí en la tienda y no tiene la incertidumbre de:“me saldrá ácido” “me saldrá simple” y eso es para nosotros la mayor satisfacción. Y no puedo dejar de mencionar el tema los zumos naturales, que aquí creo que son contados los lugares donde te los ofrecen y menos que tú mismo te lo puedes hacer: que te apetece probar combinar una manzana con una pera y un plátano, yo te doy la fruta y tú te lo preparas y eres un cliente que se va súper contento. A la vista está que, hoy por hoy, los clientes que tenemos es porque han probado y han vuelto.

NCR: ¿Cómo te podemos contactar? página web, redes sociales, teléfonos danos todos tus datos.
Estamos en Facebook como Dulce Frutería e igualmente en Instagram y próximamente tendremos una página web.

NCR ¿Alguna receta con frutas que nos quieras regalar a los Nómadas con Raíces?
Tengo muchísimas pero, una muy fácil,muy buena y muy nutritiva es la de coliflor, que es una verdura muy importante, porque aporta muchas vitaminas:
Cocerla al vapor, cuando ya esté cocida, la sacas y la escurres porque tiene mucha agua, espera que se seque y luego trituramos, una vez que la tengas triturada le pones un huevo y le agregas un poquito de queso parmesano, lo pones en un bowl para mezclarlo, lo colocas en un recipiente para horno y la bañas con queso parmesano, la metes al horno y a disfrutar.

NCR: Regálanos un mensaje motivador para todos aquellos que, como tú, están abordando el tema de irse a otro país con solo sus sueños en una maleta; o aquellos que están emprendiendo un negocio.
Los sueños no se pueden dejar en la maleta, hay que dejarlos volar, traemos todo, traemos sueños, porque cuando decidimos salir de nuestros países siempre es con algún propósito o con algún sueño; venimos y muchas veces los vemos casi imposibles, ¡pero no señores! los sueños están allí y todos los días hay que alimentarlos porque luego de alimentarlos, este es el resultado: verlos hechos realidad. Así que los sueños no hay que dejarlos, al contrario tienen que estar despiertos todos los días del mundo, lo que tienen que hacer es tener fuerzas para seguir adelante.

Si quieres hacer algún comentario, puedes dejarle un mensaje “más abajo” o contactarle haciendo click aquí.